Introducción a las mediciones y Los presupuestos en BIM

Jaume Masip

Una muestra más de que la filosofía BIM está cada vez más presente en el mundo de la construcción son las exigencias por parte de los clientes en realizar los proyectos con esta metodología para poder extraer las mediciones de los mismos y así poder generar presupuestos mucho más precisos. ¿Pero, cuál es el funcionamiento de este flujo de trabajo?

¿CÓMO SE VINCULAN LOS PRESUPUESTOS CON REVIT?

Para poder realizar un presupuesto con metodología BIM, son necesarios dos tipos de herramientas para poder realizar el flujo de trabajo. El software de modelado (Revit) y el software de análisis. Mientras que la herramienta de modelado se dedicará a realizar la construcción virtual del edificio (crear la medición) la herramienta de análisis podrá extraer dichas mediciones mediante un plug-in adicional para poderlas integrar dentro de su estructura de capítulos y subcapítulos para el presupuesto.

¿Qué herramientas de análisis son interoperables con Revit?

Para poder entender cómo funciona el proceso de extracción de mediciones a través de un modelo BIM realizado con Revit, primero es importante que sepamos qué herramientas son interoperables con dicho software.

Los softwares con más presencia en el mercado, a día de hoy, que permiten realizar presupuestos y analizar económicamente el proyecto son:

  • Presto de RIB-software

  • Menfis de Professional Software, S.A.

  • Arquímedes de Cype

  • TCQ del iTeC

Antedecedentes

Todos los softwares nombrados en el apartado anterior se basan en una interfaz que permite ordenar el presupuesto en capítulos y subcapítulos (partidas, mediciones, fases de ejecución, agentes que intervienen…), añadiendo parámetros como precios, magnitudes y temporalidad para realizar un presupuesto a través de un informe más completo.

Hasta ahora, los presupuestos se realizaban de una forma mucho más manual, extrayendo las mediciones de las distintas partidas realizando tareas muy repetitivas y rellenando las cuantificaciones de cada uno de los capítulos y partidas, una a una. Y, además, dando la posibilidad a errores debidos a la introducción reiterada de las mediciones a presupuestar, dónde un error a la hora de introducir estos datos puede repercutir en los cálculos finales del presupuesto.

¿Cómo se desarrolla este flujo de trabajo?

Mediante la metodología BIM se puede reducir ese porcentaje de error debido a que algunos son interoperables entre si a través de plug-ins. La medición construida virtualmente a escala 1:1 en los modelos de información puede ser extraída y organizada con la estructura de un presupuesto realizada en programas como: Presto, TCQ, Arquímedes, entre otros.



Por tanto, la interoperabilidad de estos softwares permite, a partir de un modelo tridimensional del edificio, extraer los elementos organizados en capítulos y subcapítulos. Esta organización se debe a un trabajo previo de codificación. Para esta codificación debemos asociar a cada uno de los elementos de nuestro modelo a una entrada de nuestro banco de precios determinada, por lo que es un trabajo importante y que debe realizarse con ardua meticulosidad. 

De esta manera (si el modelo está bien modelado y codificado) cada vez que nuestro modelo sufra un cambio fruto de la evolución del proyecto podremos actualizar todos los estados de mediciones de nuestro presupuesto con unos pocos clicks y tantas veces como queramos.  


Aunque las posibilidades de exportación-importación no acaban aquí, ya que también son aplicables a otros softwares mediante la conversión del archivo nativo de modelado o presupuesto en nuevos formatos reconocibles por otras plataformas virtuales. Como, por ejemplo, convertir el archivo en formatos como FIEBDC-3, que permite la apertura de éste con otros softwares de mediciones o el ya conocido formato .xls del programa de cálculo EXCEL.

Beneficios de los presupuestos BIM

El hecho de que un elemento en particular tiene asociado a él unos ciertos paquetes de información más allá de la propia información geométrica (como características térmicas, materiales, precios, fabricantes, potencias, etc.) permite la factorización de los elementos. Con otras palabras, un desglose directo en el presupuesto, así como una descripción del propio objeto para evitar errores por lo que respecta a la información duplicada e incoherente ya que aparecerá la misma descripción tanto en el modelo como en el software de presupuestos. 

Gracias a esto y a la extracción de las cuantificaciones, podremos obtener una base de datos cuantificada y presupuestada con una información congruente y homogénea entre archivos de modelado y archivos nativos de programas para presupuestos.


Implementación BIM, Asistencia BIM en Obra, BIM Management, Formación a Medida...

Estos son algunos de nuestros servicios en Consultoría BIM, consulta más aquí

 

posts relacionados

posts relacionados

posts relacionados

posts relacionados

posts relacionados

          

Escriba un comentario

Usted debe ser registrado escribir un comentario.